“Que se levanten los muertos”, de Fred Vargas


Una Princesa aspirante a Nobel

 Clasificación: Novela

Editorial: Siruela / Policíaca

Cuenta La Leyenda que los galardonados con El Premio Princesa de Asturias tienen preparada la acreditación para obtener El Premio Nobel de Literatura. Ambos premios reconocen la trayectoria de mujeres y hombres, en este caso, dedicados a las letras.

Por si fuera poco, en los tiempos revueltos que vivimos, el género policíaco es uno de los que acaparan congresos, autores y, sin duda, versiones cinematográficas.

Fred Vargas es Frédérique Audoin-Rouzeau pero firmando como Fred Vargas puede ser un varón o una mujer y tener la fiereza de América, la falta de escrúpulos necesarios para relatar asesinatos. No es que una mujer no pueda tenerlos, Margarita Landi, Agatha Christie… No veo necesario aumentar la nómina. El caso es que ella o sus agentes literarios, vaya usted a saber, decidieron que como Fred Vargas vendería muchas más novelas como así ha sido.

“Que se levanten los muertos” es de las más recientes. Presenta a cuatro solitarios que son asociados a un líder –Armand Vandoosler- y tres evangelistas: Marc, Mathias y Lucien.

Por si fuera poco, la víctima se llama Sophia y su esposo, Pierre.

Algo de Equipo A tienen estos chicos sin oficio ni beneficio que se acogen al amparo del Comisario retirado Vandoosler.

Se trata de una novela policíaca con ambición, abundantes intertextualidades, humor francés, que desde Moliére tiene que ser fino, suave y cortés, con lo cual, no hay tampoco saña ni abundantes víctimas como ocurre con otras novelas del género.

¿Obra Maestra? Desde luego, una novela muy bien llevada, que no nos hace sudar en exceso por la tensión de la tortura, por ejemplo. Entiendo que si se lee en junio, julio o agosto, se sudará igualmente, pero por la tortura del Calentamiento Global que todos sufrimos, más los de la Zona Sur, sin duda.

La extensión es muy adecuada para poder llevar un libro en papel sin pagar sobrepeso de equipaje o terminar el verano con la frustración de no haber completado los deberes.

Si por casualidades de la vida se cumpliera esa premisa de Premio Princesa de Asturias, seria aspirante Al Premio Nobel de Literatura podrán sonreír y decir, <claro que sé quién es>

En la cubierta, unos álamos en blanco y negro nos recuerdan que El Ecologismo es tan relevante en La Cultura Millenial que Un Álamo es un personaje con relevancia cierta. Que la disfruten.

Adolfo Caparrós

Anuncios
Minientrada | Esta entrada fue publicada en Mujer, Novela, Policíaco y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s